lunes, 24 de marzo de 2014

Para que la vida no se me escape...

marzo 24, 2014 0 Comments

Hoy es uno de esos días donde, a pesar de tener una infinidad de tareas que hacer, solo me provoca rememorar mis viajes. Detener todo para volver atrás y recorrer paso a paso cada lugar, cada momento, cada persona y cada lugar.

Yo, como muchas otras personas disfruto mucho de viajar. Viajar es lo que llena de momentos mágicos mi vida y mis recuerdos; recuerdo que llegar súbitamente, sin ser advertidos o provocados. Más que eso, viajar me permite ser yo, me recuerda mi libertad y llena de una forma inexplicable mi ser.

Cuando no puedo viajar, literalmente me siento como un pajarito el cual amarran del suelo con un pequeño hilo, e intenta subir y solo lo logra hasta donde el hilo se lo permite.

Viajar para mi es respirar aromas distintos, escuchar acentos diferentes, conectar con personas desconocidas, dormir en un lugar nuevo, degustar los sabores del lugar, vivir como un local que re-descubre su ciudad. Es colectar momentos, imagines, sonidos, aromas que un buen día saltan y me regresan en pensamiento.

Como bien dice el refrán, no viajo para escapar de la vida, sino para que la vida no se me escape…..

Puedes estar en mis recuerdos, pero no en mi presente ni futuro

Tu recuerdo sigue aquí, como un aguacero Rompe fuerte sobre mi, pero a fuego lento Quema y moja por igual, y ya no se lo que pensar ...